El bosque

Normalmente es el bosque el que  impide ver los arboles, para todos, perdidos en la búsqueda de nuestra identidad, cada momento.

Eso nos da la  facilidad de ver a los demás mientras no puedes  entenderte a ti misma..             Uno de mis mayores deseos, en estas circunstancias, es el intentar ser capaz de ver desde fuera mi habitual resolución.

Dificilmente lo consigo, por que me es imposible separar sentimientos  de acontecimientos.

Eso si, cuando surge ese instante, es ese clic, se visualiza ese trocito, pieza del puzzle,  aunque solo  sea es, una pieza.

Y se te queda cara tonta, porque sientes que esa pequeña luz te esta mostrando una realidad, la quieres o no, otra parte, y  es que esa pieza sirve para entender el contexto, el porque ,o para que. Asi  que, la ilusión, otorga otra sensación, de perdida, de decepción, por todo lo que queda por ver, por lo que aun te queda por saber y por montar.

Estas son partes de piezas…Llegue a mi nueva residencia, en marzo, y poco después llego documentos que me contarón que mi familia, la que jamas habíamos conocido eran habitantes de estas tierras. Jamas, nadie, lo sabia, y llegamos aquí por, “casualidad”.               En marzo llegamos, justo el mes de mi procreación, por lo cual, al final de este año, como siempre cumpliré años, y nueve meses en esta tierra…

12604_la_sombra_no_existe

 

 

 

 

Anuncios

Reencuentros

Volver a mi tierra me ha proporcionado está cercanía con la familia.

 El volver a recordar insignificancias que fueron importantes y que había olvidado. Como la musicalidad de este habla, las risas y las constantes bromas del día a día, que disfrazan la dureza de esta tierra y la constante lucha de sus gentes.

Compartir tiempo con los míos me ha servido para recordarlos, como eran y como creía que eran .

Sus cuitas y sus normalidades. Para mí extrañas y cercanas a la vez.

Cada uno hemos derivado nuestras existencias de forma distinta, curioso cuando parecíamos uno. Y  ahora,cada quien observa la vida desde pepectivas sino opuestas si muy distintas.

Aún nos une el amor de familia, las vivencias, muchas muy duras, y una especie de halo que a veces nos hace ser menos indulgentes entre nosotros que lo que seríamos con los demás.

 Los observo, y contemplo a la vez a esos niños y a estos adultos, desconocidos a ratos. Con ideas extrañas, de las que quizás yo conocí las semillas.

 Mi gesto de debe asemejar al de los búhos…que observan mucho y no dicen nada. 

Busco a los unos en los otros, a los hijos en los padres, la historia en los siguientes.

Su formas, sus respuestas, sus historias deberían encajar en las mías, y sin embargo somos  solo un bonito puzzle de colores..

Amplian mi visión, y alegran mi corazón..quizás esperaba respuestas fuera.

 

cantos de sirena

Sentirse fuera, desvinculada es duro. Extraña entre los tuyos, viajera em tu pais, etérea en las ideas.
Supongo que aunque todo esto no se elige, debe ser parte de un plan. De una respuesta, de la cual aun no se la pregunta.

Mi percepción va cambiando y sin embargo cada vez veo mas camino y más que comprender.

La compasión, hacia mi y los míos. !Cuanta dureza! Cuanta ceguera domina nuestros días y que poco se esperar.
Mi mayor consuelo, mi proyecto futuro, mi esperanza y alegría.
Su independencia, seguridad, y ver como son capaces de ver, me llena de alegría. De esperanza en el futuro y de satisfacción por el trabajo y el camino.

Tengo que arreglar la conexión entre mi cuerpo y mi mente.
Pero lo voy dejando.
Porque mi cuerpo recuerda las caricias ausentes.
Porque mi mente ve los agujeros insondables.
Tengo que arreglar la conexión entre mi cuerpo y mi mente.

Luche como una valiente contra la muerte. Sonreí cuando su mano se agarraba a mi tobillo.
Enfrente el silencio y el vacío frio del sin amor.
Los miedos escondidos bajo disfraces adultos.
Las miradas silenciosas, los gritos nocturnos.
Todo ello solo por la esperanza del gran tesoro. La recompensa ilusoria que jamas llegó.
Tras la dura batalla brillan las marcas, que recuerdan cada intento de pedir misericordia tras el escudo.
Las lágrimas tras cada lanzada esperando que mi protegida se apiadase de mi. Que viese mi valor y recompensase mi dura lucha.
Aun así, lo volvería ha hacer. Buscaría el tesoro luchando contra el gran dragón.

Ahora la contemplo en su soledad, aquella por la que defendí lo indefendible, veo su pequeño cuerpo, enjuto. El miedo tras su mirada, y el frio.
Yo que lo di todo por ella, hoy la acompaño con mi compasión.
La escucho cantar hazañas, exagerar afrentas y juzgar a todos a su alrededor.
Todo se mide por la longitud de su mano, todo se ordena bajo su mirar.

Ella que nunca supo cuanto valia su vida y cuan duro luche por cuidar.

Movimiento

Esta noche la lluvia me despertó. Quise imaginar que esa lluvia venia a llevarse todo lo que ya nos sobraba, exceso de momentos intensos a la espera, emociones que al final se han quedado sin respuesta.

Están siendo momentos de transformación, intentos que fructifican y otros que no, emociones que intentas sosegar para que no se desboquen , para de esa formar poder ver el todo.

En unos días llegaran los cambios, de domicilio, de ambiente, y de vida futura. Tal vez de trabajo, o de estado.

Estoy súper contenta, de ello, y feliz por la forma en que me acompañan los míos, sin miedos, con esperanzas y ánimos , aunque a escondidas, por unos segundos a mi me entre el pánico.

Así que de nuevo empaqueto vida, descarto lo sobrante y preparo esperanzas .

Parece ser que tengo alma de nómada.

Imprevistos

Sabes esa sensación, cuando las cosas, por como todo empieza a funcionar salen como naturales??…Y conoces esa otra en la que estas pensando que crees saber que harás en el futuro próximo y realizas movimientos para que se haga realidad, y en un momento unas palabras, una variante, hace ¡¡zas¡¡ y ya nada a partir de hay puede ser igual???

Esta noche la variante entró en nuestras vidas. Y el giro ahora esta presente, y lo que creía que haría, ha pasado a ser una opción, junto con la nueva.

Y el futuro a solo dos meses que tenia casi atado, es solo imaginación. El imprevisto, ha abierto nuevas posibilidades, que aun no existen y hasta pueden no existir, y sin embargo el echo de plantearlas, de imaginarlas te hacer conocer cuanto deseas otras cosas que no te planteabas ayer.