Luces

Han pasado días, semanas de búsquedas e intentos.. Intentos de aprender y comprender.

Socialmente parecemos iguales, exceptuando a personas que rápidamente identificamos como problemáticas, bien por su situación social o por su estado mental.

Pero realmente somos muy distintos y casi sin querer gracias a nuestras habilidades sociales, o inteligencia emocional nos colocamos en grupos o etiquetamos a los demás.

Naturalmente para que la sociedad funcione, vender nuestras mejores versiones es lo habitual, solo para habituales nos mostramos como realmente somos. Y aún así también queremos engañar, porque a nadie le gusta mostrar su peor cara, en un intento imposible de ser siempre perfecto. Perfección que no es natural, ya que nuestras incongruencias son precisamente la que nos hacen ser.

Sociopatas, sicópatas, narcisista, ególatras, dependientes, no son sino una cara de lo que nos rodea, pintado de normalidad.

La mayoría de estos trastornos tienen su base en la formación de estas personas en su infancia, existen informes,teorías y estudios.

A mí me hace reír una frase muy sintomática de esta sociedad, dice”en todos los grupos hay un gilipollas, si en tu grupo no lo encuentras, mira a ver si eres tú”

Durante bastante tiempo he creído ser la gilipollas, hasta que he empezado a preguntarme el significado de la palabra y comportamiento de los demás.

Decir las cosas como sientes, suele desarmar a los demás. Decir lo que no quieres de forma clara, ofende a los demás. No dejarte utilizar, molesta a los demás.

Esto se puede aplicar a grupos de amigos, a familia y demás.

Así que acabas siendo la loca, o gilipollas del grupo. La realidad es que los otros son realmente los imbéciles, que tras un tiempo sin más remedio has ido mostrando su caretas que evidentemente no quieren aceptar.

La redes sociales ayudan aún más, ya que incluso a personas que no tratas habitualmente, se empeñan en mostrar una y otra vez su mejor cara que desde un móvil como si lo normal fuera esa felicidad continua sin más problema que el viaje del soñado con fotos, el modelito perfecto o la moto.

La realidades acaban mostrándose. Y precisamente esos tan afectados de la”intromisión”de esta imagen, son los que etiquetan a los otros de tóxicos, gilipollas o imbéciles.

Mi preocupación es como librarme de ellos, o al menos librarme de su manipular.

Aunque también comprendo, que como la luz, solo la oscuridad nos la puede enseñar.

Anuncios

Ideas locas sistemáticas

Y si la única forma de aprender es el sistema intentar fallar intentar.

¿ El sistema en si sería erróneo al fallar, o en estar preparado para fallar?

Si tu existencia vive en un estado medio antes de descubrir el error, la aceptación de la nueva realidad tras descubrirlo seria una equivocación o las dos realidades deben ser aceptadas como un proceso normal de aprendizaje?

Rarezas

Estos días han sido un poco moviditos, por las fiestas, por los cambios , las visitas y las realidades.

Que coexisten realidades distintas es normalidad, aunque en esa normalidad obviamos que no todo es como nosotros lo vemos, o vivimos.

Yo soy de observar… aunque esta observación no me prepara para la sorpresa del descubrimiento.

Las fiestas religiosas incluyen muchas obviedades, no tan obvias..

La suerte de compartir tiempo por parte de tu familia también te dibuja como cada quien inventa su realidad su propio mundo.

Las contradicciones y modos de ver son los que nos despiertan , y nos enseñan. Damos por hecho muchas ideas y formas…o las doy yo, y la normalidad solo es una palabra.

Aunque siempre todos nos llamamos normales, y de hecho la mayoría tiene el deseo de sentirse incluido en el grupo, sociedad, o equipo.

Los que no, solemos ser los raros..

Contradictorio, todo.

Ser yo

Despierto atendiendo la actividad rutinaria, los sonidos que me dicen que hora es y que está ya sucediendo en casa.

Ha sido una noche larga, llena de ideas, ahora casi perdidas. Supongo que lo que ocurre a mi alrededor añade ideas y reflexiones que surgen en el silencio estático de la noche. No me siento cansada a pesar del sueño perdido, y casi sin pensar con las ideas aún dando vueltas, organizo el día. Otro día.

La actividad me organiza, y la mente me pregunta, ¿Qué? ¿ Qué, o quien fué, que me hizo así?

Desayuno con la actualidad, en una pantalla, personas que no conocen tu vida ni de lejos, dicen lo que debemos pensar, creer, o decidir…hay un día para la mujer, como si cada día una mujer no recordarse quien eres en cada momento, publicidad, política y otras mujeres.. vida, lucha, hijos, salud, economía y más .

Por ser mujer y por no serlo, por ser única y por no ser como otras, por sentirte y no como las demás.

Actúas automáticamente, te adoctrinaron poco a poco, y tu lucha puede ser parecida y sin embargo siento que siempre nos hicieron sentimos solas…entre nosotras, competitivas, luchadoras y duras.

Está bien hacer ver, estaría mejor que fuese realidad.

Nos enseñaron a ser, lo que deberíamos ser, olvidaron cuidarnos, protegernos y hacernos fuertes para ser, lo que cada mujer quiera ser.

Por algo vivimos en esta sociedad, para ser capaz de vernos, frente a otro, frente a todo.

Miro a otros hombres, otros maridos que no son el mío, y otras mujeres que no soy yo…

Llegamos

El viaje fué largo y los nervios me acompañaron todo el, a ratos mezclados con sentimientos de tristeza por abandonar mi pequeña seguridad de estos últimos años ,la gente que conozco los que puedes llamar amigos.

El día anterior fue tan intenso, con descubrimientos tan profundos y desconcertantes que toda la perspectiva de mi vida cambió, así como la idea del viaje,bque ahora parecía inconveniente.

 Lloré por descubrir tan tarde, por el sentimiento de conseguir algo añorado que se escapa entre tus dedos y consideré una locura este destino que te muestra ante ti tus anhelos para decirte ahora te vas.

Aun cuestiono el porque, aunque acepto que tendría que ser así.

Me provoca tristeza y también me obliga a intentar mas,descubrir y descubrirme hasta cuanto soy capaz.

Los mios notaron mis cuitas. Ellos que basan en mi su seguridad, y sus miradas los delataban y sus enfados infantiles.

Se me ha quedado grabado el momento de ver esta costa, bordeada de luces que parecían infinitas, y me resultaron abrumadoras. Me pareció que perdía mi pequeño centro de seguridad, lo que conocía tan bien, a cambio de brillantes luces abrumadoras que esconden la realidad.

Tres días aun son pocos, y sigo buscando, contactos, seguridad, tiro amarres, regalo esperanza ,imagino. Se verá.

Creciendo

Exactamente un mes me ha costado el poder llegar a casa y no estar pensando en el trabajo, entender todo eso que me inquietaba y justamente era lo me hacia hasta soñar una y otra noche con los problemas extraños de este nuevo trabajo. El despejar esas situaciones ha sido sorprendente para mi, claro está porque no conocía ni entendía las idas y venidas de los personajes. Nada excepcional somos muy parecidos todos, pero en esa función he estado actuando como espectador que siquiera ha leído de que va la obra.
Me alegro de volver a dormir bien, bueno, como siempre. Y aun más de que todo se haya despejado, eso me permite disfrutar de esta nueva faceta en la que no creía poder verme nunca y en la que disfruto y me hace sentir mas realizada.
He descubierto lo difícil que es manejar los miedos irracionales,si bien todos los son. Mi forma de reaccionar resistiendo que me ha echo sentir mas ese miedo. Espero recordar para cuando vuelva a suceder. Porque solo en el momento en el que he dejado de resistir he podido ver sin sufrir ni creerme esa idiota historia que imaginaba y que no era ni parte de la realidad.
Resistencia y miedo son mis enemigos agazapados tras cada vuelta. Podré un anuncio a ver si los cambio por alguno como creer en ti mismo o dejarte fluir, esos deben de ser bonitos
Diré que aprendo, lentamente.