Verano

   Está siendo en extraño verano, extraño por el clima y este calor excesivo al que viniendo del norte no nos acostumbramos, y extraño por estas ideas y venidas de la familia, con la que antes solo nos veíamos una o dos veces al año. 

  Los contratiempos están a la orden del día, y no tenemos semana en la que no barajemos planes alternativos o de supervivencia. Sin embargo, puede decir que todo se resuelve de modo extraño.

  Podría decir que continuo con mis altibajos, pero los altibajos ya son la normalidad de mi vida.

  Las nuevas relaciones familiares están generando cambios en todos, descubriendonos  los unos a los otros, tengo que decir que son una sorpresa agradable.

  Lo no agradable es este clima, que a veces me desespera, llevándome al enfado  durante días, del que me descubro con sorpresa y risas por tamaña idiotez..

   Continúo con mis intentos de descubrimiento personal , desarrollo y  aprendizaje… traducido….mi cabecita sigue con sus locuras.. solo que intento normalizarlas. 

  No está siendo un mal verano….quien sabe quizás después lo llame el verano del descubrimiento..

 

Anuncios

Reencuentros

Volver a mi tierra me ha proporcionado está cercanía con la familia.

 El volver a recordar insignificancias que fueron importantes y que había olvidado. Como la musicalidad de este habla, las risas y las constantes bromas del día a día, que disfrazan la dureza de esta tierra y la constante lucha de sus gentes.

Compartir tiempo con los míos me ha servido para recordarlos, como eran y como creía que eran .

Sus cuitas y sus normalidades. Para mí extrañas y cercanas a la vez.

Cada uno hemos derivado nuestras existencias de forma distinta, curioso cuando parecíamos uno. Y  ahora,cada quien observa la vida desde pepectivas sino opuestas si muy distintas.

Aún nos une el amor de familia, las vivencias, muchas muy duras, y una especie de halo que a veces nos hace ser menos indulgentes entre nosotros que lo que seríamos con los demás.

 Los observo, y contemplo a la vez a esos niños y a estos adultos, desconocidos a ratos. Con ideas extrañas, de las que quizás yo conocí las semillas.

 Mi gesto de debe asemejar al de los búhos…que observan mucho y no dicen nada. 

Busco a los unos en los otros, a los hijos en los padres, la historia en los siguientes.

Su formas, sus respuestas, sus historias deberían encajar en las mías, y sin embargo somos  solo un bonito puzzle de colores..

Amplian mi visión, y alegran mi corazón..quizás esperaba respuestas fuera.

 

Esta en ti

Cuando amamos lo hacemos tal como creemos que es el amor, fiel reflejo de ideas y vivencias que han ido formando nuestro ideal imaginario, muy lejano a lo que en realidad es amar.

Películas románticas, frases hechas y hasta revistas nos rellenan  la mente de cualidades e ideales para el otro.  Siempre el otro.

Las relaciones de nuestros padres, vistas desde nuestros ojos de niños, nos marcan la balanza de el dar y recibir en pareja.

 Y a veces, como niños, esperamos esa escena de película, ese momento de protección o la frase perfecta.

Y no llegan.

Somos dos mundos de carencias, reales o imaginarias, que se unen,por medio de sentimientos indescifrables, química cuántica o reconocimiento del uno en el otro. Para buscar. Encontrar. O esperar, que el equilibrio aparezca.

Estaría bien que sucediese. Pero suele suceder, sin embargo, que lo que buscas has de encontrarlo tu, las carencias has de completarlas o descubrirlas  y que todo lo que esperas has de darlo.

 Las energías se balancean..si uno busca quizás el otro se pierda, si uno exige, quizás el otro se incline a dar menos, un juego de equilibrio, difícil de reglar. Tal vez una lucha de egos, tal vez un vacío lleno de necesidad, silencios que gritan, o palabras vacías.

Los sentimientos nos engañan. Nos cuentan lo tristes que estamos, cuánto sufrimos, como no nos valoran y cuánto nos merecemos.

Exactamente igual que al otro. 

Y nos convertimos en seres más y más complicados, cada vez entendiendonos menos y protegiéndonos más, armaduras, lanzas y espada, para pinchar al otro mientras yo sufro. Esperando que me vea, sufriendo y no solo sienta/ reacione a mi golpe.

Una lucha que nos puede acompañar hasta la tumba, enarbolando la bandera de una vida como sufridor profesional. O triste abandonado. Los papeles son muchos, a elegir.

Dentro de la elección, tambien se puede intentar elegir el ver, ver al otro, con su propio dolor, sus vacíos, sus carencias y comprender.

No andar su camino. Ni empujar .

 Contemplarnos con amor, aceptar sin sufrir, y aprender. Aunque solo sea por el placer de reconocer que eso que les pasa a otros, también está en ti.

 

  

 

Cumpleaños, arboles, raices, historias, cuentame.

raven-heart-wall-sculptureCumpleaños de mama.

Siempre, siempre, desde pequeña pregunté una y mil meces sobre todo lo que se me permitía referente a nuestra familia. Parecía un misterio, o quizá lo empezó a ser cuando empecé a preguntar, no se.

Mis amigos tenían abuelos, primos y tíos que reunían en fiestas, que cuidaban de ellos, y compartían la vida normal.

Nosotros teníamos tíos, con los que nos saludábamos correctamente, y una tía que hacia de corre-caminos trayendo y llevando historias de unos a otros en un intento de que pareciéramos familia. La misma que nos permitía ir a su casa y dormir en su cama, apretujados en verano, y por la que nos enfrentábamos cuando otro primo por casualidad estaba con ella.

Lo demás todo misterio.

Con los años mama fue contando pequeñas historias que para nosotros eran aventuras, de su vida en el orfanato/ casa cuna. Y así fuimos entendiendo los secretos. Lo malo, es que la memoria es la de cada uno y las historias solo se completan con todas las versiones. Eso en casi nada ha pasado, pero el tiempo ha ido uniendo el rompecabezas, claro que algunas piezas nunca estarán.

Hace tiempo que intento seguir encontrando esas piezas, bueno, desde pequeña, ahora solo de otra forma.

Una amiga que conoce mis intentos me comento como parece ser que la casualidad, reúne a personas afines a nuestros arboles, reflejo de esas otras fichas que no están, como las historias parecen repetirse, sobre todo si no se “sanan”, y como ciertos datos te cuentan la forma de esas fichas que faltan..

Como siempre , sigo abierta a lo que llega, visto mi historia en la que las cosas van y vienen cuando quieren.

Así que con esta nueva “herramienta” encuentro quizás mas fichas de las que puedo colocar, y que naturalmente no entiendo.

Aun así, a veces, de repente la neurona que habita en mi cerebro se conecta, y vualá se hace una pequeña luz, que me lleva a otra historia, pero bueno…ahí sigo..

Cumpleaños de mama, cumpleaños de “otra”persona, que se enamoro perdidamente de el doble de mi madre.

Y mas tarde, se caso con el doble de mi hermana… No me lleva a ningún lado, pero se un poco mas, de nada.

Simbologia

Doy por hecho que sucede lo que tiene que suceder. Aun asi, cuando intui lo que podia ser, pense mucho como podria evitarlo, mi conclusion fue que no podia. Asi que deje que sucediera .

Creo que cada  uno ha de andar su camino, y descubrir/se o no, segun sea capaz de mirar en su interior.

Hoy  mi hijo me preguntaba por la simbologia de el cuento de Alicia, y aunque buscamos una pagina donde la explicaban  mas detalladamente, aun luchaba por entender porque la inteligencia de por si no es el centro de nuestro ser.

Y es que el intelecto sin corazon, es solo datos. Y los datos no son nada.

Asi como el recordar las veces que fuistes herida y protegerte por que te hiceron daño, solo te hace sentir mas sola.

Algo esta cambiando, o almenos asi quiero creerlo, quiero pensar que las semillas germinan y nos hacen mas libres, menos preocupados por bailar bajo la lluvia o reir a deshoras.

Me explico peor , pero me entiendo mejor, y aquellos que bailen y rian seguramente tambien me entenderan.

Los trajes son necesarios, especialmente ante los que sienten miedo de ver sus desnudez.aquellosqueeranvistos

Recuerdos

Hoy es tu cumpleaños, no tengo claro si lo recordaría sino hubiese sido por la alarma que me salto ayer en el móvil. Y es que lo celebramos pocas peces, poquísimas. Y tampoco se porque. Creo recordar que ni tu estabas seguro de día era.

Son muchísimos los porqués que me ha perseguido siempre, y los silencios de esta familia a la que pertenezco y que me esta costando descubrir, que no conocer.

Eras el hijo pequeño y sin embargo nunca pude observar que fueses mas apreciado, como suele suceder a los pequeños. Una familia peculiar, a la que pertenezco, quizás por ello, también lo sea yo.

Descubrir, descubro hoy aun rasgos de esta familia y su miembros, y te descubro a ti.

No fue hasta que moristes que descubrí porque mama me llamaba casi cada día, acción que creía suya, y dejo de suceder, ya que eras tu el que preguntaba por mi y mi hijo cada día, y la hacías llamar a ella

Extraño, siempre creí que de los dos eras tu el que menos me querías. Y sin embargo existía esa preocupación de saber como estaba cada día y la petición de vernos.

Hemos sido una familia de poco amor, aunque sucede como todo, cada cual tendrá su versión.

Son pocos los momentos familiares en los que te recuerdo amoroso conmigo o alguno de mis hermanos. Se que eran otros tiempos, y nada importaba entonces el educar o amar a los hijos, el pensar que formabas personas, resultado de vuestros actos.

Vuestra infancia sin duda debió de ser mucho mas dura aun, cuando eras tan reacios a abrazar o besar esas personitas ávidas de vosotros y vuestro ejemplo.

Cuando pienso en ti, esas pocas buenas imágenes son las que vienen a mi mente, y doy gracias por ello, y esos gestos invisibles que no descubro hasta después de ti, aun incluso ahora con tantos años.

Hoy lamento tu vida dura,que solo imagino, y habría deseado poder cambiar.

Y rememoro uno de los buenos momentos que guardo.

Te recuerdo aquel día de verano, sentado en el patio de la casa de vecinos en la que ya solo quedábamos nosotros, gracias a lo cual se convirtió en nuestro castillo de juegos infantiles y tu reino. Allí estabas tu, sin camiseta, sentado en una silla baja de enea, con un vaso de vino y tomates con sal para acompañar. Nosotros jugábamos alrededor tuyo, riendo y gritando como suelen ser los niños.

En un momento deje mi juego para mirarte, allí, sentado, parecías feliz, distraído, sin que te molestásemos, y sonreías .

Ojala momentos como esos y esa mirada tuya hubiese estado mas presente en nuestros días.

Pero no fue.

Quiero pensarte con ella, y creer que sientes mi cariño, y mis deseos de felicidad, tu felicidad.

Feliz cumpleaños, papa.

que hay de nuevo viejo??'