A veces imaginas cómo quieres o crees que podrías mejorar tu vida.

Más dinero, haría más fácil la economía familiar.. Menos problemas y mejor relación. Poder salir de vez en cuando, o comprar está cosas que vas dejando.

La idea es lógica, otra cosa es como hacerla funcionar. Implica como ganar dinero, o que te llegue de otras fuentes, o que te toque la lotería.

Así que imaginando, que mejoraría mi vida, y la familiar, inventaba/ deseaba un trabajo, a tiempo completo, en algo que te gustaría hacer, y a ser posible y sin inventar mucho, con un sueldo medio.

La realidad, ha llegado, el trabajo, que implica jornada completa, que es lo que querías, en lo que querías y incluso te dan un extra.

Lo no imaginado, y que olvide concretar, ( tengo que imaginar con más cuidado) incluye despertar de madrugada, conducir de noche, con mi GPS como compañía, carga de trabajo estensa, con horas extras. Y lo peor, dolor.

Dolor de cervicales, espalda, y hasta de manos.

El dolor es lo peor de llevar, un par de veces ver estado a punto de levantarme, decir a la encargada, estoy mal, no puedo más y irme… También en mi imaginación.

Es complicado cuántas implicaciones mueven una vida, cuántas opciones, decisiones, intentos, creencias y vivencias «mueven».

La economía, el futuro, el presente, los deseos, los intentos.

Otro intento, un quizás, ver qué ocurre, esperar…y imaginar. Más concreto.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s